COMPARTIR

sábado, 24 de octubre de 2015

LA FOBIA SOCIAL SE VIVE EN SILENCIO

                                  ¿Por qué es tan importante identificarla?



         

Normalmente la fobia social se vive en silencio, más aún, se vive desconociendo que tienes un problema. Sabes que sufres, intuyes que algo va mal, pero  a menudo aguantas años y años así, hasta que explotas (no sé si decir por suerte o por desgracia).
Normalmente se acaba mostrando con otra patología asociada más evidente que te hace acudir a un profesional.
¿Qué ayuda vas a pedir si  no sabes que te pasa? Quisieras poderlo  expresar con palabras, explicar esas cosas que sientes y que vives, sabes que necesitas algo, que te reconfortaría algo, un abrazo pej, alguien que te tranquilice,  que te entienda, que no te empuje aún más a lo que temes pero, ¿Cómo vas a explicar algo que no tiene nombre para ti? ¿Qué ayuda puedes pedir?

Yo no pensaba que me pasara nada que se pudiera llamar trastorno psicológico, pero sí podía sentir que algo iba mal o que yo era algo diferente, que me sentía muy vulnerable y asustada siempre.
 No obstante pensaba que eran cosas que todos vivían igual y yo no debía quejarme o sentirme mal. Pensaba que todo el mundo tenía esas luchas internas, esos sufrimientos,  esos miedos, esa vulnerabilidad, que la vida era complicada para todos.
Lo que no podía entender es que ellos lo soportaran y que vivieran como si todo fuera fácil, cuando yo pensaba a veces en morirme y me sentía incapaz de avanzar.
Hasta tal punto pensaba esto, que nunca se me ocurrió buscar información por internet hasta que tuve un diagnóstico y un nombre que buscar.

       ¿Cómo fue mi vida cuando lo vivía sola y sin saber?

Cuando yo misma trato de explicar cómo me siento, cómo vivo con mis limitaciones y cuál es mi frustración, lo represento como islas.
Actualmente sigo con mis limitaciones y miedos, con mis islas, pero he adaptado mi vida a mis capacidades limitadas. Es decir, es lo mismo hoy día, pero lo llevo de diferente manera. El saber ayuda.
Además ya no lo vivo en silencio, pido ayuda si la necesito, porque ahora ya sé qué me pasa, y sobre todo  acepto que tengo un problema.


                ¿Cuáles y cómo eran mis islas cuando no lo sabía?

 
Vivo como en una isla

                                              FOTO VINCULADA A VÍDEO  (VIVO COMO EN UNA ISLA)



SALIR
Salía muy poco y nunca sola, salvo a lugares muy conocidos.
Me veía incapaz e inútil para casi todo, siempre asustada.
Fuera de mi isla principal, de mi casa y entorno seguro,  era todo infranqueable. Una gran tormenta me separaba de todo,
 ¿Quién saldría de ahí cuando ves que solo hay vacío, un espacio imposible de saltar o traspasar? .Estaba atrapada.
El resto del mundo, y de islas, me era tremendamente hostil.


TRABAJO
 ¿Cómo iba a buscar un trabajo?¿Qué sería de mí y de mi futuro?
En casa presionaban para que hiciera lo que debía, aunque yo ya me presionaba sola.
Cuando acudía a entrevistas de trabajo, lo daba todo, pero  rezaba para que no me cogieran y mi estado de ansiedad anticipada y real llegaba a límites increíbles. Llegaba a casa agotada,  tanto que ya ni lloraba, solo me acurrucaba bajo esa manta y a  veces me quedaba mirando a un punto fijo sin ver.

AMIGOS
Tenía una amiga pero si ella venía con otras amigas suyas que yo no conocía me negaba a salir y cuando salíamos a solas la exigía a menudo un protocolo. No sabía como disfrazarlo para que no pareciera tan raro. A menudo pedía que me acompañase o le decía de quedar sólo en lugares que conociera bien, sin que cupiera improvisación.
La pobre tenía mucha paciencia conmigo.


Llegó un momento en que ya no podía más,  me quería morir. El muro que debía saltar era demasiado alto, ese océano infranqueable.

Mi mundo era  muy pequeño, mi vida tremendamente limitada y escasa. Todo era miedo, vergüenza, ansiedad,  indefensión,  soledad..

Cuando finalmente supe qué me pasaba, al acudir a un psicólogo por una patología asociada (anorexia, de la que ya hablaré con más detenimiento en futuras entradas, pues lo considero importante) y me diagnosticara la fobia social,  noté un alivio enorme.

¿POR QUÉ?
Porque supe que no era algo que les pasara a todos, como yo pensaba, por raro e imposible que pueda parecer. No era algo que tuviese que aguantar como una cosa normal.
Porque no era normal, NO, y   los psicólogos sabían el sufrimiento que había estado viviendo. No es que fuera rara, es que tenía un problema.
 Un problema que además necesitaba tratamiento, no se iba a ir solo, no era una mala racha.
Algo que justificaba o daba razón a mi malestar continuo, algo que le daba sentido. Tendría que seguir luchando, pero lo podría hacer de otra forma, sin tanto peso, el peso del  que no puede sin saberlo, pero sabe que debe seguir , frente al peso del que debe, pero que ya sabe que no puede o por qué no puede.

Es muy importante por ello que se identifique  pronto la fobia social por razones muy importantes:

1.   Porque cuanto más se tarde en identificar, más se tarda en ponerle remedio y es más difícil, cuando no imposible, de tratar, con más posibilidades de volverse  crónica.

2. Porque si no se trata a tiempo acaban apareciendo  inexorablemente otras patologías asociadas graves  en las que puede llegar a correr peligro tu vida, como pej la anorexia,/bulimia, alcoholismo /drogadicción, depresión  que se asocia al  suicidio (la ideación suicida es el pan de cada día y muchos lo llevan a cabo ) etc.

3. Por la soledad y el sufrimiento de quien no sabe qué le pasa. Poderlo hablar, verbalizar. Poderlo compartir con otras personas, mejor si te entienden, pero como mínimo no esconderte, poder pedir lo que necesitas, sabiendo ahora que puedes pedir o hacer algo.

Creo sinceramente que me hubiera ahorrado muchos sufrimientos si lo hubiera sabido y hubiera  podido hacer algo hace muchísimos años.
Es posible que entonces un tratamiento sí me hubiera ayudado en algo.
Hubiera podido contar, quizá,  con mi familia, con personas que lo viven y te entienden.

NO HUBIERA ESTADO SOLA

Yo misma al saber que me ocurría me hubiera quitado mi sentido de culpabilidad y de vergüenza.
(Aunque estas no se han ido del todo, porque es algo que no se entiende y la gente no suele ser muy comprensiva).
Vivir esos miedos tú sola es terrible,  has de mentir, inventar excusas, evasiones, aguantar, disimular, llorar tus miedos en silencio, esconderte...

Por todo esto es muy importante que se sepa y se conozca más de la fobia social.


Cualquiera podría tener un caso en su familia sin saberlo, porque no se habla de la fobia social.

             Sigue siendo un problema que se vive en silencio.

10 comentarios:

  1. Me encantó tu artículo. Pocos artículos me cautivan tanto como este porque las palabras dan en el punto exacto de mis propios recuerdos con la fobia social. Muchas veces pensé lo mismo pero nunca pude entenderlo con la claridad que lo haces tú. Me causa sensación de nostalgia y de sentirme comprendido leer tus palabras, escribes con mucha claridad, con mucho entendimiento acerca de tu propia experiencia de vivir con fobia social cuando aún no conocías el diagnóstico. Me hace pensar que vivir con fobia social conociendo el diagnóstico y sin conocerlo, son dos mundos diferentes con experiencias y sensaciones diferentes. Te felicito por este escrito me encantó, tienes una sensibilidad muy especial para escribir tus vivencias con la fobia social, algo que es tremendamente difícil de hacer. Leerlo me trajo recuerdos y claridad sobre aquellos años cuando yo tampoco sabía que padecía fobia social.

    ResponderEliminar
  2. Así es , son dos mundos absolutamente diferentes. El saberlo o no saberlo marca una diferencia enorme.
    Sigues con tus miedos y limitaciones , pero te ahorras muchos sufrimientos, porque al del propio trastorno, que ya es duro, se une el de no entender qué te pasa, el esconder tus miedos, disimular tus dusgustos emocionales , tus llantos,etc.. y esto siempre te hace explotar, es imposible aguantarlo gratuitamente, sin consecuencias.
    Me alegra mucho tu comentario , si te sentiste identificado ,lo podrán hacer personas que lo vivan y que no saben que les pasa. Y esa es la idea :)

    ResponderEliminar
  3. Despues de mucho tiempo de sentirme mal, y evitar situaciones que me producian ansiedad, y visitar psicologos, hacer terapia, leer libros, etc, me acostumbre a vivir con fobia social. Si, me lo diagnosticaron en el 99 mas o menos, pero no hacia falta, yo ya lo sabia por internet y porque me identificaba con la gente en los foros de fobia social. De todas formas el saberlo o no te puede ayudar porque buscas especialistas en ello, pero de todas formas yo por mi experiencia se, que solo yo tengo la posibilidad de mejorar exponiendome, cosa muy dificil para mi, y practicando habilidades sociales de las que carezco por mi vida pasada. Solo nosotros tenemos el poder de mejorar, claro que es un camino dificil. Gracias por esplicar como nos sentimos, no todos podemos con tantas palabras como tu. Y , quizas pronto podamos entre todos encontrar mas medios para sentirnos mejor con nosotros mismos, que de eso se trata. Gracias por todo lo que haces.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no tuve con que identificarme ni sabia siquiera que buscar, porque he sido así desde que tengo uso de razón y pensaba que las cosas eran así :(
      Es cierto, solo nosotros tenemos la salida, nada que nos digan nos hará cambiar o mejorar.
      Ojalá sirviera de ayuda este blog, tanto para dar a conocer el problema , como para reconfortar o identificar a personas que lo sufren sin saberlo, realmente me haría muy feliz

      Eliminar
    2. Definitivamente este blog sirve de mucha ayuda. Has logrado atraer la atención de los medios de comunicación masiva y transmitirles con tus artículos y vídeos la necesidad de difusión de estos trastornos tan desconocidos en la sociedad. Gracias por tu enorme ayuda.

      Eliminar
  4. Realmente sincero y duro (en el sentido de que no es un tema muy agradable, evidentemente), a la vez que extremadamente realista y con una profunda capacidad de reflexión que te hace pensar en lo difícil que es vivir el día a día cuando estás inmerso en un mar de síntomas y dudas que no puedes resolver hasta que empiezas a darte cuenta de qué es lo que está pasando. Desde luego, al principio es cierto, y más si es a edades tempranas, que crees que es algo normal, o que no tiene mayor trascendencia. Hasta que empiezas a hacerte preguntas: ¿ Porqué mis compañeros se comportan de diferente manera ? ¿Porqué estoy más triste? Luego los síntomas se acentúan y empiezas a preocuparte. Pero no se te ocurre pedir ayuda. Ese el problema mayor. Con la edad, la experiencia y el paso del tiempo te vas conociendo a ti mismo y aunque te digan miles de "posibles trastornos", tú sabes bien cómo te sientes y cómo reaccionas. Es muy bueno acudir a especialistas, pero al final, y en cosas como la fobia social, la clave para salir o sobrellevarla la tienes tú. Felicidades por el escrito, me ha gustado mucho.

    ResponderEliminar
  5. Me resuena tantísimo todo lo que escribes. Aún hoy me sigue conmoviendo el recuerdo de tanto sufrimiento que he pasado en solitario y sin entender nada de nada desde la tierna infancia. En mi caso me lo diagnostiqué leyendo, buscando algo que nadie nombró nunca, ya que solamente oía las palabras depresión y ansiedad que, por supuesto también estaban.
    Para seguir adelante he necesitado comprender que todo el malestar y el dolor vivido tenían una causa y que mis comportamientos atipicos tenían que ver con una patología que tiene nombre.
    Encontré un libro en la biblioteca de la ciudad donde vivo que trabaja en exclusiva sobre la fobia social, me lo leí y comprendí más y más sobre mi pasado y parte del presente.
    Siento que soy una persona superviviente y eso me ayuda en mi día a día, con las limitaciones que todavía existen.
    Podría escribir páginas enteras, hablar largo y tendido sobre ello, pero necesito por fin VIVIR sintiendo que soy única, maravillosa... que necesito alguna muletita química para caminar y que, por supuesto, me cansé de justificar que lo necesito.
    Gracias por leerme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por eso es tan necesario que se oiga hablar más de la fobia social ,que esas personas perdidas, como lo estuvimos nosotras en su día, sepan antes que les pasa y se ahorren sufrimientos extras y para eso mi experiencia, la tuya y la de tantos otros , es fundamental para que se vea esa importancia .Gracias a ti, por contar tu experiencia.

      Eliminar
  6. Hola Laine,

    He descubierto este blog hace poco en un foro de fobia social, es por ello que estoy comentando tan seguido (ayer escribí otro comentario) me estoy leyendo todo el blog cronológicamente.

    Ahora estoy en una etapa de lectura sobre la fobia social, intentando aprender y adquirir conocimientos que me ayuden en mi lucha.

    Yo he tardado mucho en darle nombre a lo que me pasaba, toda mi vida simplemente he creido que era antisocial, solitario, que era un desastre con las personas (un especialista en evitarlas), he sufrido bastante por ser consciente de mis problemas, de que mi comportamiento no seguía ninguna lógica pero siendo incapaz de ser de otra manera, como una fuerza de la naturaleza que dicta mi comportamiento con otras personas.

    A mi no me lo han diagnosticado, nunca he ido a un psicólogo, ir a terapia me parece un acto muy valiente, yo me siento incapaz de compartir esto con un desconocido que no pasa por esto (y tambien tengo serias dudas de que me sirva de algo).

    La fobia social la vivo en silencio como dice este post, nadie en mi familia lo sabe, simplemente pensarán que soy una persona solitaria, no me apetece decirles nada, no se como se lo tomarán, no quiero que se preocupen y aunque parece ilógico por mi cabeza tambien pasa la remota situación de que se lo tomen a broma o no se lo tomen en serio.

    Hace unos meses, conseguí compartir mis pensamientos y reflexiones sobre mi problema con mi mejor amigo y lo hice por escrito mediante un blog/diario que llevo escribiendo hace tiempo.

    Es increible como podemos llegar a expresarnos tan claramente con la palabra escrita, pero cuando intento expresar mis problemas con la palabra hablada, siento que tiemblo por dentro y mi mente se bloquea.

    Un saludo y buenas noches ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todos los comentarios son bienvenidos porque enriquecen el blog con otras experiencias y pueden ayudar a otros.
      Sí, así como tu explicas me he sentido y vivido yo y tienes suerte de haber tenido internet y haber podido buscar respuestas.
      No sé que edad tienes ,pero no es bueno que lo vivas solo , algo tienes que hacer para intentar superarlo o mejorar, no lo dejes porque puede ir a peor, aunque parezca imposible .
      Las evitaciones van creando más miedos y fobias, sumándosele otras patologías ,cada vez te encuentras más limitado y es más difícil salir.
      Entiendo perfectamente esas pocas ganas de explicarlo, incluso a un psicólogo , sí, por eso se vive en silencio, pero de nada sirve saber que puedes tener fobia social si no puedes con ello hacer nada al respecto.

      Eliminar